LOS EFECTOS DE LA COCAÍNA

¿Cuáles son los efectos de la cocaína a corto plazo?

La cocaína causa un intenso viaje de corta duración seguido inmediatamente por su opuesto: depresión intensa, tensión nerviosa y ansia por más droga. Los que la consumen a menudo no se alimentan ni duermen apropiadamente. Pueden experimentar un marcado incremento del ritmo cardíaco, espasmos musculares y convulsiones. La droga puede hacer que la gente se sienta paranoica, 1 enojada, hostil y ansiosa, incluso cuando no están bajo su influencia.

Sin tener en cuenta la cantidad de la droga que se use o la frecuencia de su consumo, la cocaína incrementa el riesgo de ataque cardiaco, apoplejía o fallos respiratorios, cualquiera de los cuales puede resultar en una muerte repentina.

¿Cuáles son los efectos de la cocaína a largo plazo?

La expresión “droga endemoniada” se acuñó originalmente hace muchos años para describir los efectos secundarios negativos del consumo constante de cocaína. Según aumenta la tolerancia a la droga, se vuelve necesario tomar cantidades cada vez más grandes para lograr la misma intensidad. El uso prolongado diario causa privación de sueño y pérdida de apetito. Una persona puede volverse psicótica y empezar a tener alucinaciones.

Como la cocaína interfiere con las formas en que el cerebro procesa las sustancias químicas, uno necesita más y más droga tan sólo para sentirse “normal”. La gente que se vuelve adicta a la cocaína (como a la mayoría de las otras drogas) pierde interés en otras áreas de la vida.

El bajón de la droga causa una depresión tan severa que la persona hará casi cualquier cosa para obtener la droga; incluso cometer asesinato.

Y si no puede conseguir cocaína, la depresión se puede volver tan intensa que puede llevarle al suicidio.

Efectos a corto plazo:
  • Pérdida de apetito
  • Incremento del ritmo cardíaco, presión sanguínea y temperatura corporal
  • Estrechamiento de vasos sanguíneos
  • Incremento del ritmo respiratorio
  • Pupilas Dilatadas
  • Patrones de sueño perturbados
  • Náuseas
  • Hiperestimulación
  • Comportamiento extraño, errático, a veces violento
  • Alucinaciones, hiperexcitabilidad, irritabilidad
  • Alucinaciones táctiles que crean la ilusión de insectos desplazándose bajo la piel
  • Euforia intensa
  • Ansiedad y paranoia
  • Depresión
  • Intensa ansiedad por tomar droga
  • Pánico y psicosis
  • Convulsiones, ataques y muerte repentina por dosis altas (incluso por una sola vez)
La cocaína causa daño al corazón, riñones, cerebro y pulmones.
Efectos a largo plazo
  • Daños permanentes a los vasos sanguíneos del corazón y el cerebro
  • Presión alta, que ocasiona ataques al corazón, apoplejía y la muerte
  • Daño renal, pulmonar e hígado
  • Destrucción de los tejidos de la nariz si es inhalada
  • Si se fuma, fallos respiratorios
  • Enfermedades infecciosas y abscesos si se inyecta
  • Desnutrición, pérdida de peso
  • Grave deterioro de los dientes
  • Alucinaciones auditivas y táctiles
  • Problemas sexuales, daño a los órganos reproductores e infertilidad (en hombres y mujeres)
  • Desorientación, apatía, agotamiento confuso
  • Irritabilidad y alteraciones del humor
  • Frecuencia incrementada de comportamiento peligroso
  • Delirio o psicosis
  • Depresión severa
  • Tolerancia y adicción (incluso después de consumirla sólo una vez)
“No toques la cocaína. Perdí dos años de mi vida en la cárcel a causa de esta droga. Y cuando salí, la vida era tan dura que empecé a tomar la droga de nuevo. Conozco 10 chicas que se volvieron prostitutas a causa de la coca. Es mucho más peligrosa y degradante de lo que creemos. En ese momento no nos damos cuenta del grado en que nos está destruyendo”. — Shawne
  1. 1. paranoica: sentimiento de sospecha, desconfianza o temor a los demás.